Presidentes del CNE y el TCE ratifican que habrá elecciones el 7 de febrero

Los presidentes del Consejo Nacional ElectoralDiana Atamaint, y del Tribunal Contensioso ElectoralArturo Cabrera, han firmado un acuerdo en el que ratifican que las elecciones presidenciales se realizarán el 7 de febrero de 2021, tal como estaba previsto en el calendario oficial.

El acuerdo firmado por ambas autoridades reza que «en perspectiva del interés superior de la Nación, que es la estabilidad de la democracia ecuatoriana, los presidentes del CNE y el TCE, asumimos la imperiosa necesidad de ratificar que las Elecciones Generales 2021 no pueden postergarse».

La firma del acuerdo ha sido subrayado con una fotografia de Atamaint y Cabrera posando juntos, que ha sido colgada en la cuenta de Twitter del CNE.

El acercamiento de ambas dignidades ha tenido lugar después de una fuerte escalada política por la pretensión de inscribir la candidatura presidencial del empresario Álvaro Noboa Pontón después de el 7 de octubre pasado terminó el plazo de inscripción de candidaturas.

Noboa ha pretendido inscribirse por el partido Justicia Social, dirigido por Jimmy Salazar, marido de Pamela Martínez, exsecretaria del expresidente Rafael Correa. Justicia Social había sido eliminado del registro electoral después que un informe de la Contraloría determinara que un monto importante de las firmas con las que se inscribió son falsas.

La intención de Noboa de candidatizarse surgió el 30 de octubre, después que el Contencioso Electoral desestimara la eliminación de Justicia Social, y ordenara su regreso a la vida legal, y que se le otorgue un nuevo plazo para que inscriba aquellas candidaturas que no haya podido inscribir.

El CNE alegó que Justicia Social ya había realizado un proceso de democracia interna, en el que había elegido candidato presidencial a Fabricio Correa, y que ante su renuncia, había escogido ya Carlos Cassanelo, a quien no había inscrito en el plazo previsto por la ley.

El impasse escaló a que el CNE pidió a la Corte Constitucional que se pronuncie sobre si el Contencioso está extralimitándose en sus funciones; y a su vez el Contencioso enviando el expediente a la Fiscalía tras asegurar que existían indicios de infracción penal de los cuatro vocales del CNE que respondieron que ya Justicia Social había realizado su proceso de democracia interna y que no cabía una nueva inscripción.

En medio del impasse, el CNE no ha enviado a imprimir las papeletas para las elecciones del 7 de febrero, lo que según el cronograma electoral debió hacerse el 15 de diciembre.

Relacionado