¡Juicio contra Paúl Granda va porque va! La suerte no está de su lado

La Corte Nacional de Justicia (CNJ) no conocerá el caso de delincuencia organizada en el que se investiga a los hermanos Bucaram Pulley, Salcedo Bonilla y ocho personas más por la venta ilegal de insumos médicos.

El juez de la CNJ, Wilman Terán, devolvió el proceso al juez Ronald Guerrero, de la Unidad Judicial Norte 2 Penal del Guayas.

El pasado 13 octubre, se suspendió una audiencia de vinculación a ese caso en contra de Paúl Granda, ex presidente del Consejo Directivo del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS). Su defensa alegó falta de competencia ya que podría tener fuero de Corte.

Hubo una consulta a la presidencia de la República que respondió que en los cargos en los que estuvo Granda, mantuvo permanentemente su calidad de ministro de Estado o funcionario con rango de tal. Fue ministro de Transporte y Obras Públicas, Secretario Nacional de la Gestión Política y presidente del Consejo Directivo del IESS.

No obstante, para el juez Terán no se evidencia que el cargo público de presidente del IESS se encuentre taxativamente establecido como uno de aquellos que goza de la institución jurídica del fuero de Corte Nacional y por lo tanto el auto de inhibición del juez Guerrero es infundado.

«Además, es necesario precisar que en el Estatuto del Régimen Jurídico Administrativo de la Función Ejecutiva, no consta que los representantes de la Función Ejecutiva ante el Directorio del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social, ostenten el grado de Ministro de Estado y que por ende estén sujetos al fuero de Corte Nacional…», agregó Terán.

De su parte, Granda reaccionó así en su cuenta de Twitter.

Relacionado